FELIZ NAVIDAD, HERMOSOS Y HERMOSAS

FELIZ NAVIDAD
            Como cada Navidad, vendedores de humo y soñadores de la nada se unen en torno al palacio de Herodes para recordarnos que somos un país imperfecto, una sociedad agujereada y una Humanidad infecta en la que el egoísmo impera y que en estos días todo es pura impostura y cinismo.
            Como cada Navidad, seres moralmente superiores aterrizarán en nuestras conciencias y subrayarán que de nada sirve un puñado de días de buena voluntad y buenos deseos, y que de aquí a horas veinticuatro seguiremos cada uno en la trinchera del desánimo sin que se haya desdibujado lo más mínimo el lienzo de la guerra o el panorama de la pobreza. Y como cada Navidad, todos desoiremos a tanto cenizo y trataremos de hacer de la noche algo entrañable, un encuentro familiar lo más feliz posible dadas las circunstancias que tengamos cada uno en nuestra casa, sin olvidarnos de otras casas.
            Y al final, los agoreros, pesimistas, cenizos y cascarrabias sociales, los que pontifican sobre “el deber ser” en virtud de una supuesta superioridad moral adquirida por fascículos, los que se oponen a una Navidad con espumillón y villancicos en la escuela pública o reprueban al presidente del Congreso por enviar una felicitación de Navidad con el portal de Belén y la Sagrada familia, como si no fuera la cosa más normal del mundo, al final, digo, los de la superioridad moral fracasarán de nuevo en su intento de que todos seamos tan grises como ellos y estemos tan asustados como quieren que estemos, y se tendrán que conformar con sus opiniones raídas y obsoletas, criticar el siempre petardo discurso del Rey y poner a la venta en twitter las riquezas vaticanas exhibidas en la misa del Gallo. Gracias a que nos pasamos por el arco del triunfo a los cenizos de toda raza, pelaje, ideología, religión, tiempo, índole y condición la Humanidad, tan imperfecta ella, es hoy mucho mejor que hace dos mil años.
            En la vida, al final, nos queda la familia, mil momentos y media docena de arranques anuales de buena voluntad. La colectivización de la buena voluntad individual es el único arma que tenemos para avanzar como Humanidad. Vivan los días señalados en el calendario para cumplir deseos y buenas voluntades, se cumplan finalmente o no deseos y bondades.
            FELIZ NAVIDAD PARA TODOS. 
Víctor M. Serrano Entío.
Víctor M. Serrano Entío
Sobre Víctor M. Serrano Entío (190 Articles)
Abogado y Blogger desde enero de 2012.